Este plato se hace enseguida. Con el grill de Lékué dejo la carne en su punto y con el estuche de vapor hacemos una salsa roquefort ligera.


Ingredientes

  • 5-6 solomillos de pollo
  • Aceite de oliva
  • 1 cuña queso roquefort
  • 1 vasito pequeño leche
  • 1 cucharadita maicena
  • Pimienta recién molida
  • 1 pizca sal
  • Sazonador de especias liofiliadas para ensaladas (ALDI)

Paso 1

Hacemos la salsa roquefort lo primero de todo. Para ello machacamos con un tenedor la cuña de queso roquefort y lo mezclamos en el estuche de vapor con el vasito de leche fría en el que habremos desleído previamente la maicena.

Paso 2

Llevamos el estuche al microondas a máxima potencia durante 2 minutos. Dejamos reposar 1 minuto y luego volvemos a meter otro minuto al microondas. Sacamos y dejamos reposar 2-3 minutos sin abrir el estuche. Le ponemos un poco de pimienta negra y una pizca de sal. Comprobaremos que ya tenemos la salsa espesa. Reservamos tapada para que ni se enfríe y pasamos a cocinar la carne de pollo.

Paso 3

Precalentamos al grill de Lékué a máxima potencia del microondas durante 3 minutos.

Paso 4

Abrimos el grill y ponemos unas gotitas de aceite.

Paso 5

Ponemos los solomillos en el grill, agregamos unas gotas de aceite por encima y cerramos el grill. Lo llevamos al microondas a máxima potencia durante 5 minutos.

Paso 6

El pollo habrá soltado mucho jugo, se lo vamos a quitar, para ello sacamos el grill y sin abrirlo, lo volvamos sobre un plato para quitarle el exceso de jugo. Volvemos a meter al microondas durante 3-4 minutos más a máxima potencia.

Paso 7

Abrimos y ya tenemos la carne cocinada.

Paso 8

Servimos y ponemos la salsa roquefort por encima.

Paso 9

Idea de presentación: ponemos por encima un puñado de sazonador para ensaladas de especias liofiliadas.